El Socialismo Como Totalidad Por: Ramón E. Tocuyo V.

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

El Socialismo Como Totalidad Por: Ramón E. Tocuyo V.

Mensaje  Alexis Adarfio el Lun 17 Dic 2012, 7:06 am

El Socialismo Como Totalidad

Por: Ramón E. Tocuyo V.
A modo de introducción:
Veinte años atrás las fuerzas de izquierda en América latina y en el mundo pasaban momentos muy difíciles. Caía el muro de Berlín, la Unión Soviética se precipitaba en el abismo y terminaba por desaparecer a finales de 1991. Privada de la necesaria retaguardia, la revolución sandinista era derrotada en las urnas en febrero de l990 y los movimientos guerrilleros de Centroamérica se veían forzados a desmovilizarse. El único país que mantenía las banderas de la revolución en alto era Cuba, a pesar de todos los augurios de que sus días estaban contados. En aquellas condiciones era difícil imaginar que dos décadas más tarde la mayor parte de nuestros países iba a ser gobernado por líderes de izquierda.
La derrota del socialismo soviético creó una dura situación para la izquierda latinoamericana, especialmente para la izquierda marxista-leninista. Durante la década de los 80 ésta había aprendido mucho tanto de las experiencias dictatoriales del cono Sur y las formas de resistencia que frente a ellas surgieron, como de las experiencias de lucha de los movimientos guerrilleros de Centroamérica y Colombia, comenzando a superar una serie de errores y desviaciones cometidos en las dos décadas anteriores, debido a una aplicación acrítica del modelo bolchevique de partido.

Al mismo tiempo, el imperialismo también desarrollaba en esa década, una de las más brillante ideas económicas, el neoliberalismo, caracterizado por su brutal y feroz aplicación en las economías de los llamados países subdesarrollados. Era una idea capitalista muy avanzada, diseñada en Harvard, y aplicada y defendida por Milton Friedman, consagrado premio Novel de Economía, años más tarde. Dicha propuesta se basaba en dejar al mercado la responsabilidad de regular todo el control de la actividad económica, sin que el estado tuviera inherencia en ella. Es decir, la dinámica del crecimiento y la ganancia obedecía a la inercia de la mano invisible de la economía que todo lo resolvía sin afectar el curso del progreso social. Pues bien, la realidad demostraba otra cara en aquellas economías, donde los programas de ajustes macroeconómicos fueron aplicados. ¿Cuáles fueron esas consecuencias?: estallidos sociales, pobreza, dependencia, endeudamientos, subdesarrollo, crisis fiscal, financiera, entre otras.
La década de los noventas pareció ser, entonces, el momento ideal para un relanzamiento histórico en América Latina, de las sempitenicas ideas socialistas, para la preparación de los movimientos sociales y el re-pensamiento de las acciones políticas que verían sus frutos mas adelante, concretamente en la primera década del siglo XXI. Se trataría del resurgimiento de las nuevas fuentes originarias del socialismo latinoamericano, y con ellas, la nueva esperanza de los pueblos del mundo.
______________________________________________________________________

El Socialismo como totalidad?

El Capitalismo de nuestro tiempo no es el mismo que se conoció durante el siglo XVIII. En el curso de su desarrollo histórico este ha venido, como si se tratara de un proceso metamórfico, evolucionando o mutando hacia formas más complejas de dominación hegemónica, en todos los órdenes de la vida social. Ejemplo de ello es el imperialismo, la forma expansionista de control hegemónico de la economía y del poder. Otra modalidad capitalista, sinónimo del imperialismo, es la globalización, la mundialización, el sistema mundo, centro-periferia, que se expresa ahora a escala planetaria. Vista en esta perspectiva, el capitalismo es un sistema global que solo puede ser abordado, a efectos de su comprensión y explicación, desde una perspectiva dialéctica de totalidad concreta, porque solo la totalidad es concreta.

Pero será lo mismo, construir desde el punto de vista del análisis marxista, del Materialismo Histórico y Dialéctico, ¿el Socialismo como totalidad?
Creo que si, puesto que Marx y Engels, entre otros teóricos y precursores de él, nos ofrecieron luces de como hacerlo, nos dejaron un legado lleno de instrumentos históricos, doctrinales, teóricos, metódicos, conceptuales, ideológicos, filosóficos, sociológicos, entre otros, además de un bagaje de ejemplos y experiencias a lo largo de su vasta y prolífica obra intelectual. Y es allí donde está el meollo de la cuestión. El problema de superar al Capitalismo y construir el Socialismo, como totalidad histórica concreta, como totalidad teórica, pasa por el desarrollo del pensamiento crítico de los hombres, por el debate de las ideas. Por la construcción de los movimiento sociales y políticos mundial, que direccione como vanguardia revolucionaria, la transformación del sistema mundo, como un todo y totalidad en si.
A mi manera de entender el asunto, son las fuerzas sociales revolucionaria las que deben desconectarse del dominio hegemónico que ejercen e imprimen sobre ellas, las clases sociales dominantes a nivel global, se trataría de un conglomerado humano que aglutine a todos los sectores sociales oprimidos, marginados, esclavizados, en una fuerza de cambio consciente y cuidadosa de su objetivo ideológico. El socialismo.
UN MODELO QUE RESPETA LA NATURALEZA Y QUE COMBATE EL CONSUMISMO.
Cien años antes de que se planteara a nivel mundial el problema ecológico, Marx había firmado que el modo de producción capitalista, al desarrollar la técnica y el proceso social de producción (socavaba), al mismo tiempo, los dos manantiales de la riqueza: la tierra y el trabajador. Todos sabemos hoy cuánta razón tenía el autor de El Capital. Nuestro universo corre el riesgo de desaparecer si no se toman serias medidas para frenar el consumismo y evitar la destrucción de la naturaleza. Y responsables de esta situación no son sólo los países capitalistas sino también muchos países socialistas los que, movidos por el productivismo, no toman en cuenta el daño ecológico que producen. El nuevo modelo económico a implementar (el Socialismo), debe tener muy en cuenta el factor ecológico y la lucha contra el consumismo. Es necesario promover la idea de que nuestra meta no debe ser vivir mejor —como dice el presidente boliviano, Evo Morales—, sino “vivir bien”.
Las comunidades indígenas, en sus prácticas tradicionales, reflejan actitudes muy positivas frente a la naturaleza que es necesario respetar y recuperar.

EL TRIÁNGULO ELEMENTAL DEL SOCIALISMO

Para ir construyendo ese nuevo modelo económico es necesario ir restructurando no sólo las relaciones de producción sino también las relaciones de distribución y de consumo. Se necesita ir reuniendo los elementos de una nueva dialéctica: producción-distribución-consumo. Según el Presidente Hugo Chávez, estos elementos serían: primero: la propiedad social de los medios de producción; segundo: la producción social organizada por los trabajadores; y tercero: la satisfacción de las necesidades comunales. Ellos conformarían lo que él ha denominado: el triángulo elemental del socialismo. Y esta sería la manera de como se implementaría a nivel global, real, y concreta. Como totalidad histórica.

“El camino revolucionario es largo… pero es el único camino posible para construir el socialismo”.

Alexis Adarfio

Mensajes : 47
Fecha de inscripción : 01/12/2012

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.